Evangelio del día 31 de diciembre 2018

Comentario del evangelio del día:

Termina un año y comienza otro. No queremos comenzarlo solos y a oscuras. Podemos empezarlo orientados, iluminados. Tomemos en serio lo que nos dice este texto bíblico. Jesús es la Palabra que nos ilumina: “Esta luz brilla en las tinieblas, y las tinieblas no han podido apagarla”. No hay oscuridad que no pueda ser iluminada por Él, no hay noche que pueda apagar su luz. No se trata de una luz radiante que deslumbra, sino de esa luz que se esconde en la profundidad de las cosas más ásperas de cada jornada. Es la llama que la fe reconoce y que nos permite orientarnos en medio de cualquier confusión. Dejemos en sus manos el año que se acaba y especialmente el que comienza, porque con Jesús estamos llamados a empezar un tiempo realmente nuevo.

Dejar un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.