Evangelio del día 12 de Octubre 2018

Comentario del evangelio del día: (Lc 11,15-26)

La mujer estaba tan entusiasmada y admirada escuchando a Jesús, que gritó: “¡Dichosa la mujer que te dio a luz!”. Algunos interpretan la respuesta de Jesús como si fuera un desprecio a María. No podría ser así, porque María misma anuncia que todas las generaciones la llamarán “feliz” (Lc 1,48) e Isabel, inspirada por el Espíritu Santo, también la llama “feliz” (Lc 1,45). Jesús nos invita a no poner nuestra felicidad en algo que no podremos tener, porque sólo María pudo llevarlo en su vientre. En cambio, todos podemos tener la felicidad de escuchar la Palabra de Dios y de hacerla carne en nuestras vidas. Compartamos entonces la felicidad de María, porque no podremos engendrar a Jesús en nuestro cuerpo, pero sí podemos engendrarlo en el corazón por la fe.

Dejar un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.