Evangelio del día 5 de Octubre 2018

Comentario del evangelio del día: (Lc 10,13-16)

Los seres humanos perdemos la capacidad de asombro. Tenemos mucho que agradecer, porque hay muchos regalos de Dios a nuestro alrededor, pero dejamos de verlos y todo nos parece insuficiente. Eso ocurría en Galilea. Jesús lamentaba la incredulidad de algunas de sus poblaciones. Su indiferencia era peor que la de las ciudades paganas. Tiro y Sidón eran centros paganos de comercio que adoraban los bienes materiales. Como Sodoma, simbolizaban el pecado, la depravación moral. Jesús dijo que, si esas ciudades decadentes hubieran visto sus milagros, se habrían convertido. Las incrédulas ciudades de Galilea no tenían nada que criticar a los paganos. ¡Cómo es tu corazón? ¿Agradecido y entregado a Dios, reconociendo con humildad todo lo que recibes de él? ¿O insatisfecho, quejicoso, incapaz de valorar todo lo que el Señor te ofrece?

Dejar un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.